*Los hacen esperar por horas sin respeto.

Yhadira Paredes/

Xalapa, Ver., 16 de febrero de 2017.- Tras seis horas de espera por parte de familiares de desaparecidos de Veracruz a una reunión pactada con anterioridad, arribaron a las instalaciones de la Fiscalía General del Estado, Roberto Campa Cifrián, subsecretario de Gobernación encargado de la procuración de los Derechos Humanos en México, y Jorge Winckler Ortíz, fiscal de Veracruz.

Los familiares a manera de protesta les dieron la espalda por unos minutos para después iniciar la reunión, en donde se daría a conocer avances en las investigaciones de desapariciones, la identificación de algunos cuerpos localizados entre otros temas.

Previo al arribo de los funcionarios, luego de horas de pie al exterior del edificio de la fiscalía a la expectativa, los familiares de los víctimas de desaparecidos se introdujeron por la fuerza a las instalaciones de la Fiscalía donde acusaron de insensibilidad a las autoridades por tenerlas de pie todo este tiempo.

Los familiares, víctimas de desaparición forzada en Veracruz, en varias ocasiones solicitaron al personal de la recepción que permitieran esperar en la Sala de Juntas la llegada del subsecretario de Derechos Humanos, Roberto Campa Cifrián, decidieron entrar por la fuerza.

“Les pedimos que nos pasaran y lo negaron, es un trato inhumano, revictimizante, no hay autoridad más valiosa que una madre. Vamos para adentro. Como caballero hagas a un lado y déjanos pasar”, le gritaban al guardia, quien trataba por vía celular comunicarse con alguien más.

Una vez en la Sala de Juntas, las madres, padres y demás familiares de personas desaparecidas preguntaron por el fiscal general Jorge Winckler Ortíz, a quien una persona, que solo se identificó como el visitado de la Fiscalía, les aseveraba que se había ido al aeropuerto de Veracruz para recoger al funcionario Roberto Campa.

El argumento que esgrimían una y otra vez los azorados funcionarios de la FGE, es que derivado del mal tiempo, no había podido bajar en El Lencero por lo que tuvo que hacerlo en la terminal aérea “Heriberto Jara Corona”.

Las madres, entre ellas María de Los Ángeles Díaz Genao, exigieron respeto al dolor de los familiares y se pronunciaron por un trato digno a las victimas y se confrontaron con los guardias de seguridad.

El fiscal minimizó la llamada de atención de los activistas, victimas de desaparición forzada en Veracruz, quienes reclamaron que en boletines aseguran que están dando otro trato en la atención a los familiares y se evidencia que es una falacia.

Reclamaron airadamente que nunca habían recibido un trato tan inhumano, discriminatorio y corriente, además de acusar al personal de la FGE de no tener la más mínima educación y preparación para atender a los colectivos.

“Es lamentable que no tengan educación, en donde fueron preparados, en un corral” cuestionó una de las madres inconformes y sumamente enojadas.

Una vez que llegaron los funcionarios estatales y federales, fue Campa Cifran quien saludo a cada uno de los integrantes de los colectivos, ofreciendo disculpas por la tardanza, mientras el Fiscal era rodeado por sus colaboradores.

Presentes los representantes de los colectivos Familias Enlaces Xalapa, Red de Madres Buscando a sus hijos Veracruz, Buscando a Herón, Colectivo Solecito Córdoba; Madres búsqueda Coatzacoalcos; Familias Enlaces Xalapa; Enlaces Nacionales; Solecito Veracruz y Búsqueda Colectiva Coatzacoalcos, zona sur.

No hay comentarios

Dejar respuesta